Etiquetas

Después de casi cuarenta partidas de rol de mesa, creo que puedo estar contento al respecto de mi intención de recuperar este año el rol de siempre, asi que tocaba buscar el siguiente hobby, y este era jugar a wargames. La parte de juegos de tablero esta bastante bien cubierta con Zona Ludica y las ocasionales partidas entre amigos, ya que muchos disfrutan con este tipo de juegos, pero siempre es más dificil encontrar gente a la que le gusten los wargames. Pero por suerte hay unos cuantos disponibles.

Asi que proximamente, mi intención es disfrutar de juegos como el Ran, o el A day of Heroes, pero para empezar, quería inagurar un juego que no es un wargame, pero se aleja también de los eurogames habituales, el Twilight Struggle. Para ello, el primer voluntario ha sido Rex, tomando el papel del lider de la Unión Sovietica, mientras yo me convertia en el sucio capitalista Yankee.

No voy a hacer un gran analisis del juego, ya que existen docenas, pero si dejar mi opinión, de una forma menos analitica.

¡Es un gran juego! No es un mal comentario para empezar, la verdad. Pero es completamente sincero. Es un juego muy rapido, en constante conflicto entre los dos jugadores, que al ir alternando las acciones, permite que no te aburras ni un segundo. Tienes que estar pensando donde actuar en cada momento, donde responder a las iniciativas enemigas, pensando en donde influir a largo plazo, y donde defenderte en cada momento. Como sistema de juego es completo y muy bien compensado.

Es cierto que depende de la suerte con los dados, pero dado la enorme cantidad de tiradas que hay, siempre se acaba compensando. En nuestra primera partida, el jugador ruso empezo teniendo muy buena suerte, mientras mis capitalistas no paraban de sacar malas tiradas, para acabar con una ronda donde sucedio todo lo contrario, y un final de partida igualado.

Una de las grandes ventajas de este juego, es disfrutar de la epoca en que se basa. Al ser un card-driven, es decir, un juego basado en cartas de acción, que nos permiten realizar eventos reales historicos o convertir dichas cartas en puntos de acción, podemos ir recreando y recordando desde el Bloqueo de Berlin a la crisis de los misiles. Si te gusta la historia, disfrutas de cada carta y cada turno.

Eso si, para disfrutar del juego, es necesario también que el oponente sea de un buen nivel. Aunque el juego es facil de aprender en cuanto a las reglas, engaña por completo, ya que la dificultad de jugar una partida sin ser aniquilado es muy alta. Hay que estar atento a todo el planeta, y llevar en la cabeza multitud de detalles, puntos conflictivos, tacticas, respuestas y opciones. Pero si te gusta ese tipo de juegos, lo disfrutas aun más. La verdad, entiendo que sea el numero uno en las estadisticas de mejores juegos en las webs especializadas.

About these ads